En una forma muy dinámica y propia, el Youtuber conocido como “El Reciclador” presenta, dentro del ecológico concepto de “Bioconstrucción”, el método para elaborar las columnas y uniones de una casa concebida con esta técnica, a través de la amplia explicación y demostración práctica del experto bioconstructor Jeferson Cruz, desde la localidad de Bahía, Brasil. En principio, Cruz hace notar que el bambú empleado en este caso es tratado con un producto especial denominado “octaborato”, el cual lo protege y refuerza, evitando que se le peguen “bichos”, insectos indeseables, y asimismo permitiendo que el bambú dure mucho tiempo, por años…

Madurez del bambú para su uso en construcción

Madurez del bambú para uso en construcción

Del mismo modo el experto destaca que para esta obra el bambú debe ser “adulto”, es decir ni verde ni viejo, sino con la fuerza suficiente y necesaria para resistir todo el peso que puede llevar el tejado de la futura casa, por lo que las cañas para considerarse aptas para su uso en la construcción de estructuras debe tener una edad mínima de dos años, ya que es en este momento cuando el nivel de lignina, sustancia que le da al bambú su propiedad de material maderable, alcanza su máximo exponencial.

¿Qué bambú es el idóneo para realizar columnas o uniones?

Por lo general, todos los bambúes gigantes son aptos para su uso en la realización de columnas, vigas, soportes o uniones, pero los que mayormente se han empleado son aquellos que mayor contacto han tenido con la sociedad en la evolución de su cultura, que son algunas variedades como la Phyllostachys Edulis (bambú moso), originario de China, las variedades de Bambú Guadua (Guadua Angustifolia y Guadua Amplexifolia), originarias de Sudamérica o las Dendrocalamus, originarias de la India y algunas regiones de África.

El tipo de bambú empleado en esta ocasión es el conocido como “Guadua”, que es común en las regiones tropicales de América Central y del Sur, en países como Brasil, Colombia, Ecuador. Esta especie de bambú representa para la región cafetera de Colombia un importante recurso natural utilizado tradicionalmente por los agricultores para la construcción de viviendas, muebles, artesanías y pisos.

Propiedades físicas y mecánicas del bambú

Las propiedades físicas y los beneficios ambientales del bambú lo convierten en una fuente de materia prima excepcional con una amplia gama de usos, y es adecuado para las construcciones civiles. Se caracteriza por tener “paredes” o segmentos largos y los nudos entre ellos son cortos, lo que le brinda mayor resistencia y aguante. Con ella se pueden obtener múltiples productos, así como diversas aplicaciones en la vida cotidiana. Igualmente es apreciada su utilidad en el campo industrial, en productos como pisos o aglomerados, en el campo estético con piezas artesanales y utensilios domésticos, e inclusive se puede emplear como combustible.

El bambú no es una especie forestal (árbol), es una gramínea, es decir un pasto gigante de la misma familia del maíz, del arroz y del trigo. Es la especie vegetal de más rápido crecimiento, puede crecer un promedio de 10 cm. diarios; a diferencia de los árboles maderables que requieren cerca de 30 años para su aprovechamiento y su uso en la construcción. El pino, por ejemplo, que es uno de los árboles de más rápido crecimiento, tarda 15 años para ser utilizado. La Guadua se puede utilizar a los 4 años de sembrada, cuando ya está madura y es apta para su uso en construcción. Pertenece como se dijo a la familia de las gramíneas, no es una madera propiamente dicha, es madera con fibras; y las fibras tienen cualidades de fuerza aún superiores al hierro, puede ser tan resistente como él, pero mucho más flexible y su costo es sobradamente menor, pues permiten desarrollar productos industrializados, tales como aglomerados, laminados, pisos, paneles, esteras, pulpa y papel, productos de alta calidad que compiten perfectamente con el plástico, hierro y concreto, y evidentemente una estructura para el soporte de paredes, techos y suelos.

A estas características se suma que la Guadua posee propiedades estructurales sobresalientes, que no sólo superan a las de la mayoría de las maderas, sino que además pueden ser comparadas con las del acero y algunas fibras de alta tecnología. Gracias a su forma tubular, la guadua tiene una esbeltez y un radio de giro muy favorable con respecto a las secciones de madera o acero con un peso semejante. Resiste mucho más que la madera y en cuanto a la relación entre fuerza y peso, la guadua presenta un valor interesante, ya que se aproxima al acero. Absorbe gran cantidad de energía, admite grandes niveles de flexión y por lo tanto resulta ideal para levantar construcciones sismorresistentes, muy seguras y a costos muy bajos.

Materiales necesarios para crear estructuras de bambú

A continuación puedes encontrar los materiales y herramientas que necesitas para crear uniones en estructuras de bambú, así como para diseñar columnas o pilares de bambú.

Cómo realizar conexiones y uniones

A continuación explicamos el proceso para realizar una conexión entre varia cañas de bambú que se van a emplear en la realización de una estructura sólida y resistente.

1.- Realizar un soporte antihumedad

Base de hormigón de 15 a 20 centímetros para evitar que la humedad proveniente del suelo afecte a la columna de bambú

Volviendo al proceso como tal explicado por Jeferson Cruz: A fin de asegurar bien cada columna de bambú empleada en esta técnica de construcción con bambú, en primer lugar se separa la caña del suelo para evitar el contacto con la humedad procedente de la tierra. Esto se consigue, mediante la realización de un pilar de unos 20 centímetros sobre el nivel del suelo.

2.- Impermeabilización del bambú

Luego, se le aplica un producto impermeabilizante, como por ejemplo pintura asfáltica. La columna, o columnas, pues según el caso se juntan tres, se refuerzan y rellenan con hormigón o concreto, por lo cual el experto llama a esto “bambucreto”. A su vez, resalta que el hormigón usado acá se conoce como “graudi”, o “graute”, que puede llevar piedras pequeñas que facilitan su fluidez y se deslice mejor dentro de la columna y le den más firmeza.

Concreto o cemento que ha sido insertado dentro de la caña de bambú hasta una altura de 50 centímetros.

3.- Realizar las uniones con fijaciones metálicas

En sus respectivas uniones, entre las columnas y los bambúes que conforman las estructuras de la edificación, se emplean varillas de hierro con roscas y arandelas como refuerzo. El diámetro ideal de los troncos de bambú que se utilizan acá es entre 12 y 15 cm, especialmente las columnas. Para los que se emplean como estructura, el mínimo puede ser hasta 10 cm.

Varillas roscadas con un extremo en forma de gancho, que se emplea para crear tensión una vez fijada la rosca.

De esta manera, con dichas características, propiedades y medidas respectivas, las estructuras y columnas de bambú -del tipo “Guadua”, recordémoslo- harán posible una construcción o edificación muy sólida, resistente, firmemente cimentada, que podrá soportar por mucho tiempo elementos como bloques o placas de hormigón, concreto, y asimismo techos de diversas clases, entre ellos los progresivos o continuos, lo que dará como resultado viviendas, edificaciones, espacios más protegidos, acogedores y atractivos.

Imágenes de columnas y uniones con bambú

Aquí tienes algunos ejemplos de uniones realizadas en distintos proyectos de construcción de viviendas con bambú.